May 8, 2018 - 5:52:07 pm

El relanzamiento de Meade tras un mes de campaña "gris"

“El PRI está de pie”, fue el grito de batalla por parte de la coalición “Todos por México” y de su candidato José Antonio Meade Kuribreña, a prácticamente un mes de una campaña “gris” y que no ha dado los resultados esperados para el grupo tricolor.

La salida de Enrique Ochoa Reza de la dirigencia del Partido Revolucionario Institucional, así como ajustes ante una preferencia estática que no alcanza siquiera a perturbar al panista Ricardo Anaya y mucho menos a un Andrés Manuel López Obrador que ya siente la silla presidencial, encendieron las alarmas en Los Pinos.

Tracking diario (al 6 de mayo). FUENTE: Massive Caller


La nueva bandera de campaña tratará de involucrar a aquellos priistas que aún creen en el partido, por ello Meade Kuribreña planteó "caminar juntos, con un sólo programa y la convicción del triunfo"; e incluso demandó salir a la calle y a tocar puertas. "Cuando en el priísmo sabemos que está en juego el futuro de la nación, salimos a dar la batalla", abundó.

El objetivo es construir la estructura que le permita al ex secretario de Hacienda y Crédito Publico,  llegar a buen puerto y al PRI con una labor complicada de persuasión.

Hasta el momento el partido tiene un voto duro arriba de 20 % de la población, sin embargo no basta para ganar las elecciones.

Por lo que la estrategia es profundizar en las propuestas de orden social, como las que expresó ayer el abanderado de la coalición, respecto a becar cien por ciento a las jóvenes de preparatoria que estén en Prospera, aumentar en dos millones el número de beneficiados de ese programa, y triplicar los apoyos a las familias que tengan un integrante con alguna discapacidad, en la búsqueda de logra empatía con la población.

Te puede interesar: #Promesómetro: Meade ampliará programa “Prospera”

Del mismo modo el nuevo dirigente del PRI, René Juárez Cisneros, delineó José Antonio Meade "es el candidato que México necesita" y advirtió a los priistas que en esta campaña "no hay espacio para el cansancio". Exigió: "¡No nos arruguemos!".

Asimismo, planteó que la campaña ya no debe centrarse en la confrontación. "No nos enganchemos en discusiones inútiles. No perdamos el tiempo cuando el adversario nos quiere distraer. Hay que utilizarlo hablando bien de los nuestros, de la confianza que inspira nuestro candidato", resaltó.

Aún queda camino que recorrer rumbo a las elecciones del 1 de julio, el tiempo del PRI es oro por lo que están a “contrarreloj” en un intento poco probable por alcanzar la presidencia, al menos tratarán de colocar a la institución en una mejor posición de cara a otros comicios.

Siguiente Más