May 27, 2015 - 12:38:40 pm

Henry Solís, prófugo del FBI, es capturado en Juárez

El expolicía de California y exmiembro de los Marines, acusado del homicidio de Salome Rodríguez Jr. —hijo de un inmigrante mexicano—, Henry Solís, fue detido el día de ayer en Ciudad Juárez por elementos de la Fiscalía General del Estado y extraditado inmediatamente. Agentes del FBI, que habían alertado de su posible presencia en México desde marzo pasado, lo recibieron en el puente internacional Reforma.

Los agentes mexicanos arrestaron al fugitivo en una vivienda de la colonia El Mezquital, al suroeste de la ciudad, en un operativo duró aproximadamente cinco horas. Solís se encontraba con unos familiares que lo habían resguardado.

Según la versión de las autoridades, se llevaron a cabo labores de investigación de inteligencia, trabajo de campo, entrevistas, reportes periciales, análisis y estudios que llevaron a su captura.

¿Quién es Henry Solís?

De acuerdo con su ficha en la agencia de investigación americana, el detenido, de 27 años, era buscado por su supuesta participación en el asesinato de un hombre en el distrito de Pomona, California, el 13 de marzo de 2015.

En las primeras horas de la mañana de ese día, Solís y la víctima se vieron involucrados en una riña en el centro de Pomona. Presuntamente, el ahora detenido, persiguió a pie a la víctima y le disparó en múltiples ocasiones, dejándola sin vida.

El 17 de marzo, la Corte Superior del Estado de California obtuvo una orden judicial para el arresto de Henry por homicidio. El día 19, la Corte Distrito giró una orden federal de arresto por su fuga ilegal para evitar la acción judicial.

La recompensa por información que llevara a su captura era de 25 mil dólares y era considerado de alta peligrosidad por su entrenamiento profesional en armería. Incluso sirvió en Iraq durante 8 meses en 2007, donde recibió múltiples condecoraciones, incluyendo la de buen comportamiento y por su servicio contra la guerra global contra el terrorismo. Además se había educado como técnico de mantenimiento de aeronaves y guardia de seguridad.

Su padre, Víctor Manuel Solís, recién había recibido libertad condicional la semana pasada. Cumplía una condena en una prisión de Texas por haber mentido a las autoridades. En su declaración manifestó que por solicitud de Henry, lo había llevado a una estación de autobús en El Paso para luego no saber más de él; sin embargo un video de una cámara de seguridad evidenció al señor de 52 años cruzando el puente fronterizo junto a su hijo para ayudarlo a escapar de las autorides.

Siguiente Más