May 8, 2017 - 9:23:58 pm

#INFOGRAFÍA: Los pros y contras de un nuevo estadio

Con la reciente noticia que dió el gobernador Javier Corral sobre que este año se comenzará la construcción "a como de lugar" de un nuevo estadio de fútbol en Ciudad Juárez, las diferentes reacciones no se hicieron esperar. En general el anuncio de un nuevo complejo deportivo se tomaría de manera positiva, sin embargo para muchos esto no coincide con los constantes mensajes de gobierno sobre la falta de dinero y las políticas de austeridad.

Corral ha establecido desde un inicio que la construcción del estadio se hará principalmente con inversión externa y no con recursos públicos. Sin embargo, de acuerdo a información del portal YoCiudadano, Ramón Galindo Noriega, subsecretario de gobierno, mencionó que 90 por ciento de la inversión será privada, por lo que gobierno solo financiaría 10 por ciento de la obra y apoyaría con estímulos fiscales.

Ha esto se le suma un supuesto conflicto de intereses, ya que la actual secretaria de Innovación y Desarrollo Económico, Alejandra de la Vega, fue presidenta de los Bravos FC de Juárez. Además de que el administrador de este equipo de fútbol, es hijo del actual secretario de Educación, Pablo Cuarón.

Todo esto hizo que diferentes sectores políticos y la ciudadanía se cuestionara sobre la verdadera necesidad de tener un nuevo estadio de fútbol. En Referente.mx también nos hicimos esa pregunta y decidimos investigar los pros y los contras que trae consigo un nuevo estadio:


gs4i81j1z8.png


Pros

1. Atraer mayor turismo a la ciudad

Sin duda los estadios suelen atraer un mayor número de turistas a un lugar, ya que provocan que los aficionados viajen para apoyar a su equipo favorito o para acudir a diferentes tipos de eventos (sobre todo conciertos) que se lleven acabo en el recinto. Además los estadios suelen convertirse en una atracción turística por si misma, ¿quién no se ha tomado una 'selfie' con el Estadio Azteca?


2. Derrama económica

El gobernador ha resaltado que el estadio en Cd. Juárez pretende replicar el caso de éxito del estadio Territorio Santos Modelo (TSM) en la ciudad de Torreón, y utilizar un modelo económico similar que ayude a detonar la economía loca. De acuerdo a datos del Huffington Post, en la inaguración del TSM se registró un ingreso de 12 millones de pesos en los sectores de hotelería, comercio y restaurantes en Torreón.

Si el proyecto se realiza de manera adecuada se estarían generando empleos y espacios comerciales para beneficio de los juarénses.


3. Fomentar el deporte

Se espera convertir a Cd. Juárez en un 'semillero' de nuevos talentos al establecer una escuela de fútbol dentro del estadio. Esto ayudaría a fomentar el deporte y apoyar a jóvenes deportistas, un factor que aporta a la disminución de la delincuencia.


4. Crear identidad

Suele pasar que una ciudad es conocida por su equipo de fútbol (Guadalajara, Monterrey, Pachuca), lo que crea un sentido de unidad e identidad entre los ciudadanos. No importa que en general no conozcas sobre fútbol, te pones la camiseta y le vas al equipo de tu ciudad.

En el caso de Cd. Juárez todo indica que el estadio será la nueva casa de los Bravos FC, equipo ex campeón del Ascenso MX.


Contras

1. Mayor tráfico en la zona

Si la construcción del estadio no se hace con la planeación adecuada y respetando las regulaciones, se puede convertir en un dolor de cabeza para los ciudadanos cada vez que se realiza un evento en el complejo.

El tráfico puede incremetar si no se cuentan con suficientes lugares para estacionarse y diferentes vías para llegar al lugar, como lo que tienen que vivir los 'regios' cada vez que se juega en el estadio BBVA Bancomer. De igual forma es importante localizar el estadio en un lugar céntrico de fácil acceso, al que sea posible llegar incluso en transporte público, si no puede que se tenga un efecto negativo como le pasó al estadio Omnlife de las Chivas.


2. No es un obra prioritaria para la ciudad

Javier Corral expresó como el estadio “es un proyecto noble, que los juarenses desde hace mucho tiempo esperan" y como Cd.Juárez cuenta con una gran afición que apoya a sus equipos y por lo tanto merecen una instalación. Sin embargo, algo que han expresado gran parte de los ciudadanos es que Cd. Juárez merece y ha esperado de otro tipo de obras con mayor prioridad y urgencia que un estadio de fútbol.

En efecto, la ciudad esperá aún la construcción del hospital de cancerología y el hospital general, obras que quedarón pendientes desde la administración de César Duarte.


3. Desuso y abandono probable

Tras el Mundial de Fútbol 2014 en Brasil, 4 de los 12 estadios construidos para el torneo han tenido problemas financieros, por los que unos se convirtieron en estacionamientos, oficinas de gobierno e incluso en hogar de 'homeless'.

El alto costo de mantenimiento y la dificultad para privatizar estos estadios fueron factores para su abandono, pero de igual forma el hecho de que varios se encontraban en ciudades sin equipos conocidos o estables que atrajese a los aficionados.

Cd. Juárez nunca ha tenido un equipo de fútbol estable, aunque ya haya tenido un equipo de Primera División (los Indios de Ciudad Juárez), éste solo se mantuvo en la Liga MX durante dos años. Actualmente la fe esta depositada en los Bravos, quienes han logrado una asistencia positiva a sus partidos de 5,013 personas durante el Clausura 2017, cifra que coincide con la asistencia media del campeonato



Siguiente Más